Japón relajará aún más los controles de entrada al país impuestos por el coronavirus

El primer ministro de Japón, Kishida Fumio, ha declarado que se relajarán aún más los controles de entrada al país destinados a evitar la propagación del coronavirus.

Así lo manifestó Kishida ante los reporteros en Nueva York, donde asistió a las reuniones de la Asamblea General de la ONU.

Kishida dijo que, a partir del 11 de octubre, Japón pondrá fin al límite impuesto al número de personas que entran en Japón y también levantará la prohibición a los viajes individuales y permitirá el ingreso de personas que no necesitan visado.

Actualmente, Japón limita el número de entradas a 50.000 por día.