El féretro de la reina Isabel II de Inglaterra llega a Edimburgo

El coche fúnebre con el féretro de la reina Isabel II de Inglaterra ya ha llegado a la ciudad escocesa de Edimburgo.

El vehículo, junto a su comitiva, salió el domingo del castillo de Balmoral, la casa de verano de la monarca en Escocia. Allí falleció el jueves, a los 96 años.

El féretro estaba cubierto con el estandarte real de Escocia y una corona de flores, incluidas sus favoritas.

Numerosas personas acudieron a rendir tributo a la reina por sus 70 años en el trono a lo largo del recorrido del coche fúnebre.

La comitiva llegó el mismo domingo al Palacio de Holyroodhouse, en Edimburgo. Un grupo de soldados ataviados con el tradicional “kilt” escocés llevó el féretro al interior del palacio, su residencia en Escocia.

El lunes será trasladado a la catedral de San Gil, en la ciudad escocesa, donde permanecerá 24 horas para que la ciudadanía pueda presentar sus respetos.

El martes, el féretro se llevará a Londres en un avión de la Real Fuerza Aérea del Reino Unido y, al día siguiente, pasará a Westminster Hall.

Los restos mortales de la reina Isabel II permanecerán allí cuatro días para que la gente pueda acudir a darle el último adiós. El funeral de Estado se celebrará el 19 de septiembre.