Japón se prepara para ofrecer dosis de refuerzo de una vacuna contra la COVID-19

La cifra de nuevos contagios con coronavirus en Japón se mantiene baja. Tokio ha registrado la menor cantidad de casos diarios este año.

El lunes, las autoridades de salud de la capital japonesa informaron de 7 nuevos contagios. La cifra diaria allí ha permanecido por debajo de los 50 casos durante los últimos 30 días. En el país se registraron 79 casos nuevos y un deceso.

El Gobierno se prepara para comenzar a administrar, el próximo mes, dosis de refuerzo de una vacuna contra la COVID-19. El Ministerio de Salud, Trabajo y Bienestar Social originalmente planeaba ofrecerla con un intervalo de al menos 8 meses entre la segunda y la tercera inyección. Sin embargo, ha decidido permitir a los Gobiernos locales administrarla a partir de los 6 meses de haber recibido la segunda.

Según datos recabados en otros países, la efectividad de la vacuna de Pfizer-BioNTech para prevenir el contagio se reduce a la mitad en unos 6 meses tras inocularse con la segunda dosis.

Un comité de asesores del Ministerio de Salud japonés dio el visto bueno el lunes para que las personas que se hayan inoculado con las vacunas de Moderna o AstraZeneca puedan recibir la dosis de refuerzo de Pfizer.

El ministerio todavía debe tomar una decisión acerca de si permite la inoculación en niños de entre 5 y 11 años.

En el distrito de Kita en Tokio, se está ofreciendo ayuda a los residentes extranjeros que podrían estar teniendo dificultades para vacunarse debido a una barrera idiomática. Se estableció un sitio para que las personas puedan vacunarse sin programar una cita. Voluntarios en el lugar los ayudan a rellenar formularios y ofrecen servicios de interpretación de la explicación del personal médico en 6 idiomas, incluyendo chino, vietnamita y bengalí.