El Reino Unido propone que, para 2040, las ventas de vehículos nuevos sean solo de aquellos con cero emisiones

El Reino Unido ha comunicado que más de 20 países han accedido a su propuesta de que, para 2040, las ventas de vehículos nuevos se limiten a los de cero emisiones, como los eléctricos.

Los británicos, que son los anfitriones de la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático (COP26), presentaron la propuesta el miércoles como una meta para que la industria del automóvil ayude a frenar el aumento de la temperatura media global.

Según la iniciativa, las ventas de vehículos nuevos con motores de combustión interna, como los de gasolina o los híbridos, finalizarían en los principales mercados del sector para 2035 y en el resto del mundo, para 2040. En su lugar, solo se comercializarían vehículos eléctricos y de pila de combustible.

Chile, Canadá, Suecia y Camboya son algunos de los países que se han mostrado de acuerdo con la propuesta. Algunos de los principales fabricantes de automóviles, como General Motors, Ford y Volvo, también han accedido a trabajar para lograr el objetivo.

Sin embargo, Japón, Estados Unidos, Alemania, Francia y China, naciones relevantes en la producción de vehículos, han declarado que no participarán en la iniciativa.

Fuentes cercanas han indicado que el Reino Unido trató de persuadirlos para que se sumaran a ella, pero que esos países consideran que no sería realista establecer la meta de vender solo vehículos nuevos con cero emisiones en un plazo tan corto de tiempo.