Cantidades ingentes de piedra pómez siguen causando problemas en partes de Japón

Enormes cantidades de piedra pómez siguen llegando a la costa y provocando problemas en la isla principal de Okinawa, en Japón. Los servicios de ferri se vieron afectados el viernes, y el sábado continuaban inoperativos. Por ejemplo, la sala de embarque de la terminal marítima de Nakijin, en la parte norte de dicha isla, estaba sin actividad debido a la cancelación de los servicios que conectan esa localidad con las islas más lejanas. Por otro lado, las piedras flotantes han afectado también a los barcos pesqueros y a las patrulleras de la Guardia Costera.

Un equipo de nuestra emisora, NHK, ha filmado algunos objetos que parecen ser piedras pómez a la deriva en aguas próximas a la prefectura de Kochi, en el oeste de Japón. Se pide extremar la cautela ya que las piedras podrían ser arrastradas por la corriente de Kuroshio y llegar a aguas cercanas a la región de Kanto, en el este del archipiélago.