La agrupación empresarial japonesa Keidanren pide un acuerdo sobre el comercio de emisiones contaminantes

La importante agrupación empresarial japonesa Keidanren ha ofrecido una propuesta sobre el comercio de emisiones de gases de efecto invernadero al ministro de Medioambiente para que la presente en la actual conferencia de la ONU sobre cambio climático.

La conferencia COP26, que comenzó el domingo pasado en Glasgow, Escocia, será el escenario de reuniones ministeriales la próxima semana. Los delegados se proponen respaldar un resumen de resultados para el final de la conferencia, el 12 de noviembre.

Antes de que estas reuniones tengan lugar, el vicepresidente de Keidanren, Sugimori Tsutomu, se reunió con el ministro de Medioambiente de Japón, Yamaguchi Tsuyoshi, el viernes y le explicó la propuesta de su agrupación.

La propuesta afirma que Japón debería apoyar a las economías emergentes y en desarrollo para contribuir activamente a la reducción de las emisiones de gases de efecto invernadero en el extranjero. Pide que se llegue a un acuerdo sobre las reglas del comercio de emisiones contaminantes, que permiten a los países que hayan ayudado a otras naciones a reducir sus emisiones mediante apoyo financiero y tecnológico, a contar partes de la cantidad reducida como sus propios recortes de emisiones.

La reunión se celebró a puerta cerrada, pero Yamaguchi, al parecer, dijo que espera participar en las negociaciones en la conferencia cara a cara si la próxima sesión del Parlamento japonés y otras circunstancias se lo permiten.