Corea del Norte reacciona negativamente ante declaraciones del nuevo primer ministro japonés

Un instituto de investigación vinculado al Ministerio de Exteriores de Corea del Norte emitió una advertencia sobre el hecho de que el nuevo primer ministro de Japón, Kishida Fumio, haya planteado el asunto de los secuestros durante las conversaciones que sostuvo con líderes de otras naciones. El instituto afirmó que esta cuestión ya ha quedado resuelta.

Según la agencia de noticias Radiopress, con sede en Tokio, es la primera vez que Corea del Norte menciona oficialmente a Kishida como primer ministro.

El Instituto de Estudios de Japón, una entidad norcoreana, publicó el jueves un comunicado a través del sitio web del Ministerio de Exteriores, tres días después de que Kishida asumiera el cargo.

El comunicado hace referencia a la conversación telefónica que Kishida y el presidente de Estados Unidos, Joe Biden, sostuvieron el martes, según el huso horario japonés. El mandatario nipón pidió la comprensión y la cooperación de Biden para solucionar pronto el asunto de los japoneses secuestrados hace décadas por Corea del Norte.

El comunicado norcoreano menciona que, al parecer, Kishida había planteado el tema de los secuestros durante las conversaciones que sostuvo con los líderes de otros países tras su asunción del poder.

Agrega que la cuestión de los secuestros quedó resuelta perfecta y totalmente con las visitas a Pionyang del entonces primer ministro japonés en septiembre de 2002 y mayo de 2004, y la subsecuente sinceridad y esfuerzos de la parte norcoreana.

El comunicado también exige que Japón ofrezca disculpas y reparaciones integrales por los daños que causó a la gente de lo que hoy es Corea del Norte durante la era colonialista japonesa.

La declaración agrega que es muy probable que los vínculos bilaterales de ambos países sean más sombríos si el primer ministro japonés empieza mal desde el principio, como, según afirma, lo está haciendo.

El martes, Kishida llamó al líder de un grupo de familias de secuestrados para decirle que la repatriación de quienes siguen desaparecidos es una de las máximas prioridades de su Gobierno.