Legisladores de EE. UU. cuestionan a ejecutivos de Facebook sobre una aplicación para niños

Un grupo de legisladores estadounidenses ha manifestado una creciente frustración con respecto a Facebook. Los senadores han acusado a ejecutivos de la firma de ocultar una investigación que ellos mismos hicieron sobre los efectos perniciosos de las redes sociales en los niños.

La directora de Seguridad Global de Facebook, Antigone Davis, prestó declaración ante un comité del Senado. Sus miembros le preguntaron sobre Instagram, servicio de la compañía para compartir fotografías y vídeos.

Ejecutivos de Facebook habían estado trabajando en el desarrollo de Instagram Kids, una adaptación de la plataforma dirigida a niños de 13 años o menores. Esta semana cancelaron el proyecto. No obstante, los senadores les acusaron de saber que Instagram ha causado daños psicológicos y emocionales.

Davis afirmó que está prohibido que los menores de 13 años utilicen el servicio y que su compañía había borrado más de 600.000 cuentas entre junio y agosto. No obstante, aún hay muchos niños que acceden a Instagram mintiendo sobre su edad.

Los senadores han solicitado a un informante que ha revelado datos sobre la investigación interna efectuada por Facebook que acuda a declarar la próxima semana.