Cifran en 274 muertos y 698 heridos el saldo del rescate de cuatro rehenes israelíes en la Franja de Gaza

Según las autoridades sanitarias de la Franja de Gaza, 274 palestinos murieron y 698 resultaron heridos en el operativo de liberación de rehenes israelí del sábado en Nuseirat.

La incursión, en la que fueron rescatados cuatro cautivos israelíes en poder del grupo islámico Hamás, empezó a las 11:00 a. m. mientras había mucha gente en la calle realizando compras.

El Ejército israelí afirma que sus soldados se enzarzaron en feroces tiroteos con combatientes de Hamás mientras trataban de liberar a los rehenes. Agrega que también lanzó un ataque aéreo.

En imágenes de video publicadas el domingo por la agencia de noticias Reuters se pueden ver muchas construcciones derruidas, calles llenas de escombros y vehículos destrozados. Según las autoridades de la Franja, 89 casas y otras edificaciones quedaron destruidas.

El brazo militar de Hamás publicó el mismo día un video en el que afirma que tres rehenes murieron en el operativo israelí y que uno de ellos tenía ciudadanía estadounidense.

El Ejército de Israel prosiguió el domingo con sus ofensivas terrestres y ataques aéreos en las zonas central y sur de la Franja de Gaza.

El primer ministro israelí, Benjamin Netanyahu, dijo ese mismo día que su país no tiene la intención de terminar la guerra sin alcanzar el objetivo de eliminar a Hamás.

Las autoridades sanitarias de la Franja dieron a conocer que el número de muertos ha aumentado a 37.084 desde que comenzara el conflicto en octubre pasado.

En otro orden, el exministro de Defensa israelí, Benny Gantz, anunció el domingo que renunciaba al Gabinete de guerra del país.

El mes pasado, Gantz, un miembro centrista clave del Gabinete, exigió a Netanyahu que esbozara un proyecto para el futuro gobierno de la Franja de Gaza. También amenazó con renunciar si el primer ministro no presentaba el plan hasta el sábado.

Durante una conferencia de prensa, Gantz criticó a Netanyahu diciendo que las decisiones estratégicas cruciales se estaban enfrentando con la duda y la desidia a causa de consideraciones políticas e instó a llevar a cabo elecciones anticipadas para buscar la confianza de la ciudadanía.

Los analistas opinan que probablemente los miembros de extrema derecha del Gabinete aumenten su influencia después de la renuncia de Gantz y se profundice aún más la división en Israel.