Excapitán de la selección japonesa de fútbol Hasebe Makoto reflexiona sobre su carrera de 22 años como profesional

Hasebe Makoto, excapitán de la selección de fútbol de Japón, habló con nuestra emisora sobre su carrera de 22 años como jugador profesional. El deportista de 40 años se retiró de las canchas el mes pasado, tras disputar su último partido con el club Eintracht Frankfurt de la liga alemana, al que pertenecía.

Hasebe comenzó su carrera profesional en los Urawa Red Diamonds en 2002. Ayudó a este equipo a ganar un título de la primera división japonesa J-1 y a imponerse en la Liga de Campeones de la AFC.

En 2008 se mudó a la Bundesliga de Alemania y ayudó a su equipo a ganarla durante su segunda temporada. También contribuyó a que otro equipo ganara la Liga Europa de la UEFA.

Como capitán de la selección japonesa, Hasebe participó en tres Copas del Mundo consecutivas y fue capitán en un número récord de partidos.

Hasebe dijo que cuando debutó como profesional tras terminar la secundaria superior no imaginaba que llegaría a la selección nacional.

Agregó que su primer objetivo como profesional era participar en un partido oficial y que, en un principio, creía que eso sería suficiente para dejar huella. Añadió que sus ganas por jugar aumentaron tras el primer partido y que su objetivo cambió a convertirse en titular. Dijo que pudo construir una buena carrera gracias a la acumulación de esos pequeños pasos.

Sin embargo, también se enfrentó a dificultades. Hasebe dijo que a menudo lo sacaban de la alineación titular cuando el club al que pertenecía contrataba un nuevo director técnico.

Se describió a sí mismo como un jugador sin características destacadas como correr rápido o marcar muchos goles. Pero que al final logró ganarse la confianza de los entrenadores buscando constantemente lo que faltaba en su equipo.

Hasebe dijo que en el futuro planea trabajar en Alemania para formar una nueva generación de jugadores.

Señaló que el fútbol le ha enseñado muchas cosas y que ahora está convencido de que ha construido lo que se esperaría de un jugador de fútbol y que pudo hacerlo hasta el final. Destacó que este es el punto que le da confianza de cara a la siguiente fase de su carrera y que espera seguir haciéndolo.