Informe de la ONU expresa "profunda alarma" por los escándalos de la agencia japonesa Johnny & Associates en el pasado

Un grupo de trabajo del Consejo de Derechos Humanos de la ONU ha expresado su profunda alarma por las acusaciones de abusos sexuales que implican al fallecido fundador de la agencia japonesa de artistas antes conocida como Johnny & Associates.

El Grupo de Trabajo sobre Empresas y Derechos Humanos ha publicado un informe basado en las conclusiones de su primera investigación realizada en Japón entre julio y agosto del año pasado. El informe incluye propuestas y recomendaciones para el Gobierno y las compañías japonesas.

Hace referencia a los escándalos de abusos sexuales en los que se vio envuelto el fallecido fundador de la agencia, Johnny Kitagawa.

Dice que el grupo de trabajo "sigue profundamente alarmado por las acusaciones de explotación y abusos sexuales que afectan a varios centenares de talentos contratados por Johnny & Associates".

El documento también señala que las empresas de medios de comunicación de Japón han estado implicadas en el encubrimiento de tales escándalos durante décadas.

Según el informe, el grupo de trabajo reconoce los esfuerzos de la empresa, ahora llamada Smile-Up, por empezar a pagar indemnizaciones a las víctimas que aceptaron las ofertas de compensación monetaria.

El informe recomienda que el Gobierno japonés tome medidas concretas para abordar desafíos relacionados con los derechos humanos.

Sin embargo, dice el documento, "esto está aún muy lejos de satisfacer las necesidades de las víctimas que han solicitado una reparación adecuada".