Supervivientes de la bomba atómica protestan por declaraciones de senador de EE. UU. sobre Hiroshima y Nagasaki

Una organización japonesa de supervivientes de la bomba atómica ha presentado una protesta contra las declaraciones de un senador estadounidense acerca de los bombardeos de 1945 sobre Hiroshima y Nagasaki.

La Confederación Japonesa de Organizaciones de Víctimas de las Bombas Atómicas y de Hidrógeno, o Nihon Hidankyo, afirma haber enviado una misiva de protesta a la Embajada de Estados Unidos en Tokio, exigiendo al político que se retracte de sus declaraciones.

En un debate del subcomité del Senado el 8 de mayo sobre la suspensión parcial de los envíos de armas estadounidenses a Israel, el senador republicano Lindsey Graham pidió que continuaran las entregas de armas y se refirió a los bombardeos atómicos de las dos ciudades japonesas.

Dijo: "Denle a Israel lo que necesita para librar la guerra que no puede permitirse perder. Esto es Hiroshima y Nagasaki potenciado".

En una entrevista con la cadena noticiosa NBC News el domingo, Graham reiteró que el bombardeo de las dos ciudades "fue la decisión correcta" para poner fin a la guerra.

En su carta enviada a la Embajada de Estados Unidos, la organización japonesa dijo que los comentarios de Graham contravienen el derecho internacional humanitario. Añadió que ahora que el Tratado sobre la Prohibición de las Armas Nucleares ha entrado en vigor, esas declaraciones sólo pueden describirse como una ilusión anacrónica y maliciosa.

La carta también señala que no se deben volver a utilizar armas nucleares y tampoco permitir que existan. Agrega que los supervivientes de las bombas atómicas en Hiroshima y Nagasaki han hecho constantes llamamientos de este tipo al mundo.