Ministros de Energía del G7 acuerdan eliminar gradualmente la generación eléctrica a carbón para la década de 2030

Los ministros de Energía de los países del G7 acordaron poner fin gradualmente a la generación de electricidad a carbón durante la primera mitad de la década de 2030 junto con un calendario de eliminación alternativo.

Los ministros concluyeron el martes en Turín, Italia, una reunión de dos días relacionada con la conferencia de la ONU sobre cambio climático COP28 del año pasado.

En el comunicado emitido tras la reunión, se señala que el G7 pondrá fin al uso del carbón en la generación eléctrica a mediados de la década de 2030 “o en un calendario que sea coherente con el mantenimiento de un límite al aumento de la temperatura de 1,5 grados centígrados dentro de su alcance, de acuerdo con los objetivos de cero emisiones de los países”.

El documento también insta a otras naciones a presentar antes de principios del próximo año sus nuevos objetivos de reducción para 2030 y posteriormente.

Asimismo, establece que el G7 intenta triplicar la capacidad mundial de energía renovable para 2030. Establece la meta de incrementar, mediante baterías y otros métodos, el almacenamiento de energía, multiplicándolo por más de seis hasta 1.500 gigavatios con respecto al nivel actual.

El comunicado indica también que las naciones del G7 fortalecerán la cooperación para apoyar a los países en desarrollo de África y otras regiones en pos de la acción climática.