Sharp dejará de producir pantallas de cristal líquido para televisores de gran tamaño

El fabricante japonés de productos electrónicos Sharp anunció que dejará de producir pantallas de cristal líquido (LCD) para televisores de gran tamaño.

Las pantallas las produce su subsidiaria Sakai Display Products en una fábrica de la prefectura de Osaka. Tras el cierre definitivo de las líneas de montaje para septiembre, Sharp dejará de contar con un centro de fabricación en Japón.

La medida tiene el fin de ayudar a la empresa a corregir el rumbo. Sharp desea reestructurar su negocio de LCD, que atraviesa por dificultades.

En el año fiscal 2023, que terminó en marzo, Sharp tuvo una pérdida neta de 149.900 millones de yenes (unos 960 millones de dólares) debido al desplome de sus ingresos provenientes de las LCD pequeñas y medianas. Se trata del segundo año consecutivo de pérdidas para Sharp.

La empresa planea obtener beneficios netos de 5.000 millones de yenes (32 millones de dólares) en el año fiscal 2024.

Las condiciones de mercado de las pantallas LCD para televisores son poco alentadoras debido a la feroz competencia de los fabricantes chinos y surcoreanos. El crecimiento de la demanda también se ha ralentizado después de que muchos consumidores compraran nuevos televisores durante la pandemia.